‘Pitoño’, una figura muy destacada en Fuente del Maestre por su compromiso con el deporte, se jubila

“Ahora, hay más y mejores materiales, buenas instalaciones en el pueblo pero echo de menos más continuidad y compromiso”

Docente de Educación Física, el pasado mes de octubre se jubilaba José Antonio Sánchez Montes, conocido popularmente en Fuente del Maestre como “Pitoño”. 

Paralelamente a su labor como profesor, Pitoño es reconocido en el pueblo como una persona entregada al fomento del deporte en distintas modalidades, una práctica que él ha difundido como estilo de vida sana y de compromiso con valores como el compañerismo, y además también ha luchado siempre por la mejora de las instalaciones deportivas en el municipio.

Él comenzó hace unos 35 años con los Judex, pero ya antes había militado como jugador en el Cp Gran Maestre, junto a otros nombres como el de Felipe Llamazares, “el pulga”, Antonio Ortiz, Rafa “catalán”, entre otros nombres, como el de Balta Manzano. Después se implicaría con el fútbol sala, el balonmano, baloncesto o atletismo. 

Recuerda hitos de su trayectoria como cuando, a mediados de los 90, su equipo de balonmano infantil participó en un Campeonato de España. O el último equipo de fútbol infantil que tuvo, que ascendió a una categoría importante, tras la cual Pitoño tuvo un incidente a nivel de salud que no llegó a mayores.

Pitoño recuerda haber jugado en la Era, en un Campo de San José “lleno de piedras que se te clavaban en la planta del pie y luego en La Matilla, cuando era de tierra y su techumbre se calaba cuando llovía”. Pero manifiesta que la ilusión podía con todo: “A pesar de jugar en condiciones muy distintas  a las de ahora, con aquellos borceguíes que no tienen nada que ver con las zapatilla de hoy en día, estábamos más entregados. Ahora, hay más y mejores materiales, buenas instalaciones en el pueblo pero echo de menos más continuidad y compromiso”.

Su labor de años fue reconocida pública y oficialmente en una de las Galas del Deporte que se han celebrado en Fuente del Maestre. Pero él, aunque agradecido, se queda con algo más: “El comprobar cómo gente que ha pasado por tus manos, que ha sido alumno o alumna tuya o estuvo en algún equipo, sigue practicando deporte, incluso a nivel profesional, o como docentes. Eso es lo más importante para mí, con lo que me quedo”. Por último, ha comentado que “habría que no obsesionarse tanto con la competición pura y dura, y disfrutar más con el deporte y fomentar más lo valores que tiene asociados”.

Buscar artículo

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.