El Extremadura ya es equipo de segunda B

EXTREMADURA UD – CADIZ CF 1-0


Cae derrotado por la mínima ante el Cádiz en un partido en el que  volvió a encajar en el área pequeña y no tiró entre los tres palos. Manuel Mosquera expresa su intención de seguir el próximo año

Sin tirar a puerta lo poco que se puede hacer es empatar un partido, pero si cometes errores garrafales lo más probable es que acabes perdiendo. Ayer el Extremadura suspendió en ataque y defensa ante un Cádiz nervioso que hizo lo justito para ganar por la mínima, como tantos otros equipos que han pasado por Almendralejo.


Los azulgranas han bajado los brazos y tan solo la honradez de Nono y Zarfino y los jugadores del filial fueron quienes mantuvieron con vida a un equipo que prácticamente no tiró entre los tres palos durante los 90 minutos. Tampoco es que lo hiciera el Cádiz, que por renunciar a matar el partido al final tuvo que sufrir y pedir la hora. Pero lo supo hacer y acabó condenando al descenso al Extremadura. Ya no hay billete de lotería con el que jugar.

El partido comenzó con minutos de tanteo entre ambos equipos que, bien plantados en el terreno de juego, tenían que luchar contra un enemigo en común; el asfixiante calor de la noche del martes en la comarca de Tierra de Barros. Puede que esto influyera para que el Extremadura no presionara la salida de balón de un Cádiz que siempre optaba por jugar desde atrás y que tampoco le puso demasiado ritmo a los primeros compases del partido.

Hubo que esperar al primer cuarto de hora para ver la primera opción de peligro tras una jugada individual de Nono que acabó con falta al borde del área. El libre directo lo botó Ale Díez con buenas intenciones pero el balón se marchó al lateral de la red. El Cádiz, por su parte respondió con un disparo de Jose María que tras librarse fácilmente de Pardo disparó muy desviado de los tres palos defendido por Casto.

El conjunto de Cervera se fue adueñando de la posesión ante un Extremadura cabizbajo que no conectaba con el ataque. Solo Nono era el que entrañaba cierto peligro cada vez que cogía el balón, pero ni Alegría estaba fino en las acciones individuales. En el minuto 23, el Choco Lozano iba a poner el primer tanto en el marcador. Fue tras una falta cerca del córner que colgó José Mari al área pequeña. Allí remató con la cabeza, libre de marca, el delantero cadista, ante la mirada de la zaga azulgrana. Otro error imperdonable, otra vez a remolque. La historia de siempre. De hecho, en otro córner botado por José María, el balón se volvió a pasear por el área sin que nadie lo despejara; menos mal que tampoco encontró esta vez rematador.

Esta vez Manuel Mosquera sí reaccionó rápido ante lo que estaba viendo en el verde y realizó los dos primeros cambios en el descanso. Cristian entró por Fran Cruz y obligó a Pardo a ocupar el centro de la defensa –había iniciado en el centro del campo-, y Airam Cabrera sustituyó a Rocha. Al poco tiempo se trastocaron los planes porque Alex Alegría tuvo que abandonar el terreno de juego conmocionado tras un golpe en la cabeza. Por el extremeño entró Manu Mosquera y justo después hizo lo mismo Kike Carrasco por Óscar Pinchi.

El Cádiz no supo sentenciar el partido y aprovechar los imprevistos en la parroquia local, de hecho, se dedicó a esperar atrás y hasta el minuto 53 no sumó su segundo disparo entre los tres palos. Fue un centro chut de Lozano que Casto desbarató con una buena mano cuando Álvaro lo tenía todo a su favor para hacer el segundo. El partido enrareció porque el conjunto de Cervera no aprovechaba el bajón de los azulgranas que con el paso de los minutos se ilusionaron con las opciones; sobre todo tras el nuevo aire en ataque que aportaron los jugadores del filial y el tesón y pundonor de Zarfino, que se echó el equipo a sus espaldas.

Aun así las opciones de los locales no pasaron más allá de tiros lejanos sin mucho peligro o un contragolpe liderado por Airam Cabrera que acabó con disparo de Zarfino que se topó con un defensor. Pero sin tiros entre los tres palos es difícil ganar partidos y de esto careció bastante el Extremadura en la noche de ayer. Fue el Cádiz el que estuvo a punto de matar la contienda con un disparo fuerte de Nano Mesa tras aprovechar un error de Pardo en la salida de balón. Estuvo bien Casto para pararlo sin problemas.

En el descuento se avivó el partido con ocasiones en ambas áreas. Ale Díez colgó varios balones que Zarfino remató y a punto estuvo de poner las tablas. Lele también estuvo cerca del empate tras recoger un balón suelto en el borde del área y disparar raso y ajustado al palo, pero por fuera. Fue el Cádiz quien las tuvo más claras, sobre todo con un mano a mano de Malbasic ante Casto en el que el disparo del delantero se marchó lamiendo el poste.

No hubo tiempo para más, solo para que el Cádiz celebrará en el césped ante la afición gaditana que copó la terraza y habitaciones del Hotel Acosta, un triunfo que bien puede valer un ascenso. El Extremadura volverá a la segunda división B tras dos temporadas en la categoría de plata. Manuel Mosquera aceptaba el descenso en rueda de prensa “con responsabilidad y cara alta”. “Esta liga exprés nos ha venido muy grande”, reconocía. El técnico ha manifestado su intención de cumplir el año que le queda en Almendralejo para construir un nuevo proyecto que le devuelva la categoría al equipo. Aún restan tres partidos para finalizar el campeonato. El próximo domingo juegan a las 17:00 horas en Riazor ante el Deportivo de la Coruña.

Extremadura UD: Casto; Ale Díez, Fran Cruz (Airam Cabrera, 46’), Borja Granero, Bastos; Pardo (Lele, 88’) David Rocha (Cristian, 46’); Óscar Pinchi (Kike Carrasco, 52’), Zarfino, Nono; y Alex Alegría (Manu Mosquera, 49’).
Cádiz CF: Cifuentes; Iza, Mauro, Cala, Espino; Jose Mari (Augusto, 46’), Sergio, Bodiger (Salvi, 64’), Álvaro (Malbasic, 75’), Perea (Jurado, 75’); y Lozano (Nano Mesa, 56’).
Goles: 0-1, min 23: Lozano.
Árbitro: Ortiz Arias, del comité madrileño. Asistido en bandas por los madrileños Massó Granado y Bernal Martín. Amonestó por los locales a Pardo (86’) y por los visitantes a Espino (25’), José Mari (37’)
Árbitro VAR: Pérez Pallas, del comité gallego.
Incidencias: Estadio Francisco de la Hera de Almendralejo.  39ª jornada de la Liga SmartBank. Partido a puerta cerrada con motivos de las restricciones para frenar la expansión de la covid19.

Buscar artículo

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.