Arias Cañete destaca la intensa labor del Ministerio para lograr un sector agroalimentario más ‘competitivo e innovador que llegue a más y mejores mercados’

El ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, ha subrayado la intensa actividad del Ministerio para consolidar el sector agroalimentario español y “sentar las bases para garantizar un futuro con las mejores condiciones”. Arias Cañete ha destacado que este sector, de “enorme valor”, precisaba de reformas que lo hicieran “más competitivo, más innovador, de forma que pueda llegar a más y mejores mercados, especialmente de los llamados países emergentes”.

Arias Cañete ha inaugurado este jueves, junto al presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago, la Feria Ganadera Internacional de Zafra y Tradicional de San Miguel, una de las ferias más antiguas y de más arraigo en la geografía española. “La eficaz combinación de exposición de ejemplares de las razas autóctonas más representativas de nuestro país, maquinaria y equipos y productos sanitarios, junto con el área agroalimentaria, otorgan a la Feria de Zafra un carácter extraordinario”. 

El ministro ha destacado cómo “esta Feria tiene lo mejor de esta tierra, rica y variada, capaz de albergar en su ámbito geográfico hasta 16 productos de 

calidad diferenciada, desde las frutas a los quesos, desde los vinos a las carnes frescas, desde el pimentón al aceite y al jamón”, ha destacado, para añadir que Extremadura alberga también más de 74.000 hectáreas de agricultura ecológica con 162 las explotaciones ganaderas y 152 industrias de transformación en 2012. 

Asimismo, Arias Cañete se ha referido a la importancia de las razas autóctonas dentro de la Feria, razas de todas las especies que “son buena prueba del gran patrimonio de biodiversidad y agroalimentario que tenemos en España”, con la Dieta Mediterránea, que ha obtenido el reconocimiento de la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, a la cabeza. 

 

CONSOLIDAR EL SECTOR AGROALIMENTARIO 

Arias Cañete ha valorado la importancia de la industria agroalimentaria como un sector de “enorme valor”, como se puede comprobar en las buenas cifras de exportación y su aportación al PIB nacional. “Nuestro sistema agroalimentario contribuye con más del 8% al PIB y con más de 2 millones de trabajadores al empleo nacional, incluyendo el transporte y la distribución de alimentos. Presenta fortalezas muy relevantes, como la exportación, que lo convierten en un auténtico motor de la economía española”, ha explicado. 

En el año 2012, las exportaciones de productos agroalimentarios alcanzaron la cifra de 36.124 millones de euros, consolidando estas cifras el octavo puesto en el ránking mundial y el cuarto de la Unión Europea. Y según los últimos datos, correspondientes al período enero-julio de este año, las exportaciones han crecido un 3,4% sobre el mismo periodo del año anterior. 

 

PAC Y ACTIVIDAD LEGISLATIVA 

Sobre la reforma de la PAC, Arias Cañete ha valorado que se ha logrado algo vital para el mantenimiento del sistema productivo de nuestro país. “Se ha aprobado el Marco Financiero Plurianual para el periodo 2014-2020, que garantiza para España un nivel de apoyo equivalente al periodo anterior, y que supone, junto a la cofinanciación nacional para las medidas de desarrollo rural, una cifra de más de 50.000 millones de euros”. 

El ministro ha recordado que el Consejo de Ministros de Agricultura de la UE del pasado junio cerró un acuerdo que garantiza la estabilidad del sector agrícola y ganadero. “Hemos conseguido mejorar las propuestas relativas a pagos directos, tasa plana, componente verde o greenning y ayudas acopladas, logrando avances importantes en temas fundamentales como jóvenes agricultores, régimen de pequeños agricultores y transferencia entre pilares. También se han obtenido resultados muy satisfactorios en relación con el desarrollo rural”, ha explicado. 

Por otro lado, el ministro ha resaltado el consenso logrado con todas las Comunidades Autónomas en relación a la aplicación futura de la PAC en España. “En la Conferencia Sectorial del mes de julio acordamos un modelo uniforme, con un régimen de pago básico basado en un modelo de regionalización por comarcas agrarias, considerando cuatro tipos de superficie en cada una de ellas. Y para cerrar los aspectos más concretos, se han creado ocho grupos de trabajo de alto nivel que ya están en marcha”, ha relatado. 

En lo referente a la ganadería, el ministro ha señalado que “somos conscientes de la problemática especial de la ganadería en España, por la singularidad de nuestro modelo de producción. No vamos a cejar en el empeño de que este modelo se vea reflejado en la nueva PAC”. “La dimensión europea del sector –ha proseguido- no nos ha hecho olvidar su perfil nacional. Y por ello, hemos desarrollado una intensa labor para consolidar las ventajas competitivas, tratando de aminorar las debilidades”, ha dicho. 

En primer lugar, en el ámbito legislativo, se han aprobado dos leyes fundamentales para la transparencia y eficiencia del sector: 

-La Ley de Medidas para Mejorar el Funcionamiento de la Cadena Alimentaria. 

-La Ley de Fomento de la Integración de Cooperativas y de otras Entidades Asociativas de Carácter Agroalimentario. 

Estas iniciativas persiguen la mejora de la eficiencia y competitividad, con una distribución más equilibrada del valor añadido en cada fase de la cadena de valor, por un lado, y la concentración de la oferta, especialmente referida a cooperativas, por otro. 

Asimismo, el Ministerio trabaja en una Ley de Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas Protegidas, de ámbito supraautonómico, que está en trámite de consultas, y que tiene como objetivo adecuar la normativa nacional a las últimas reformas de la UE en la materia. También se desarrolla en estos momentos una Ley de Representatividad de las Organizaciones Profesionales Agrarias, con el objetivo de obtener una representación más ajustada a los intereses generales de los empresarios dedicados a la agricultura, ganadería y silvicultura, a través de Organizaciones Profesionales de ámbito estatal. 

Por otro lado, y para consolidar y ampliar en lo posible el acceso de los productos a nuevos mercados, se ha impulsado junto con el Ministerio de Economía y Competitividad, las Líneas Estratégicas para la Internacionalización del sector Agroalimentario. 

Asimismo, Arias Cañete ha citado la elaboración de un Plan Nacional de I+D+i, y, en colaboración con el Instituto Nacional de Investigaciones Agronómicas (INIA), un nuevo programa de ayudas a la innovación en la producción ganadera aplicable a todos los sectores, incluyendo el vacuno de carne. “El presupuesto inicial de estas ayudas es de 8,6 millones de euros para un período de 3 años”, ha anunciado. 

No ha olvidado el ministro el ambicioso plan del Ministerio con la estrategia “Más alimento, menos desperdicio”, que se desarrolla “para concienciar a empresas y consumidores de la necesidad de no tirar alimentos, además del convenio sobre Productos Lácteos Sostenibles, dirigido a asegurar la viabilidad de numerosas explotaciones de nuestro país”. 

Y en lo referente a un sector de gran importancia para Extremadura, el porcino ibérico, el ministro ha relatado el intenso trabajo realizado junto con todos los estamentos y agentes del sector para presentar una Norma de Calidad del Ibérico “acorde con los intereses y sensibilidades que genera un producto tan tradicional”. “Una norma que responde a la voluntad de asegurar el desarrollo y la sostenibilidad de este sector, y que esperamos ver publicada en el BOE antes de finales de este año”.  

 Asimismo, el Ministerio trabaja en una Ley de Denominaciones de Origen e Indicaciones Geográficas Protegidas, de ámbito supraautonómico, que está en trámite de consultas, y que tiene como objetivo adecuar la normativa nacional a las últimas reformas de la UE en la materia. También se desarrolla en estos momentos una Ley de Representatividad de las Organizaciones Profesionales Agrarias, con el objetivo de obtener una representación más ajustada a los intereses generales de los empresarios dedicados a la agricultura, ganadería y silvicultura, a través de Organizaciones Profesionales de ámbito estatal. 

Por otro lado, y para consolidar y ampliar en lo posible el acceso de los productos a nuevos mercados, se ha impulsado junto con el Ministerio de Economía y Competitividad, las Líneas Estratégicas para la Internacionalización del sector Agroalimentario. 

Asimismo, Arias Cañete ha citado la elaboración de un Plan Nacional de I+D+i, y, en colaboración con el Instituto Nacional de Investigaciones Agronómicas (INIA), un nuevo programa de ayudas a la innovación en la producción ganadera aplicable a todos los sectores, incluyendo el vacuno de carne. “El presupuesto inicial de estas ayudas es de 8,6 millones de euros para un período de 3 años”, ha anunciado. 

No ha olvidado el ministro el ambicioso plan del Ministerio con la estrategia “Más alimento, menos desperdicio”, que se desarrolla “para concienciar a empresas y consumidores de la necesidad de no tirar alimentos, además del convenio sobre Productos Lácteos Sostenibles, dirigido a asegurar la viabilidad de numerosas explotaciones de nuestro país”. 

Y en lo referente a un sector de gran importancia para Extremadura, el porcino ibérico, el ministro ha relatado el intenso trabajo realizado junto con todos los estamentos y agentes del sector para presentar una Norma de Calidad del Ibérico “acorde con los intereses y sensibilidades que genera un producto tan tradicional”. “Una norma que responde a la voluntad de asegurar el desarrollo y la sostenibilidad de este sector, y que esperamos ver publicada en el BOE antes de finales de este año”.